La Dalmacia

Hoy hablaremos de un querido local ubicado en la linda esquina de Núñez de Balboa y San Fernando, en una zona tradicional de Miraflores.

-La Original-

La Dalmacia fue fundada el 26 de enero de 1980 por Mate Maric Romac y su esposa Zoila Arata Albrecht. Pero esta no fue su primera experiencia en el ramo. Habían tenido una bodega y bar en la cuadra 16 de Arenales que se llamaba El Conquistador. Y, antes aún, Don Mate tuvo, con su mejor amigo, la bodega El Muelle en el centro (en el local que después fue de El Chinito). Allí ya había empezado a servir choros, ceviches y sánguches de jamón planchado, del país y de chancho. Además se le atribuye haber sido el inventor del ceviche de champiñones.

Mate Maric nació en Vuksic, condado de Zadar (Croacia, cuando era parte de Yugoslavia) y en 1966 logra traer a su hermano Marko con quien abrió La Preferida (local del que ya hemos hablado aquí https://bit.ly/3nqvwpt).

Conocí La Dalmacia a mediados de los 90 cuando mi oficina quedaba cerca. Tenían ceviches, choros, causa de uña de cangrejo, ensalada de pulpo, etc y, cuando Gela, la hija, regresó de España introdujo una sección de tapeo que incluía, pejerreyes a la vinagreta, tortilla española, los sandwich pitufos (con unas mini rosetas) de salame, prosciutto y coppa, también sanguchitos de miga: triples, de aceituna, y, mis preferidos, los de langostinos con plata. Doña Zoila hacía los pasteles de alcachofa, de champiñones con pollo, de queso, de jamón y huevo, etc. También las empanadas de carne y los alfajores.

Un lugar discreto, impecable, como para reconfortarse con la comida y tomar fuerzas para continuar la jornada.

-La nueva etapa-

En 1999 Chila Roggero y familia toman el local y lo relanzan con un nuevo formato. Inicialmente la barra era el centro del restaurante. Recuerdo, cuando recién se reinauguró, haber entrado y escuchado por primera vez las canciones de Buena Vista Social Club, mientras Rafael Osterling, que estuvo a cargo de la cocina inicialmente, alistaba pulpos a gallega, tortillas, empanadas salteñas y montaditos diversos. Mi hija mayor no había cumplido tres años pero ya la llevaba a la barra a comer unos piqueos. Hasta ahora se acuerda.

Con el tiempo se fue convirtiendo en un restaurante/bistró que ofrece una carta que incluye sopas, ensaladas, risottos, pastas, pizzas y algunas carnes. Puedes pasar para hacer una comida completa o a comerte un postre a media tarde.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s